Ejecuta no pienses

como-hacer-de-la-actitud-positiva-un-habito-en-tu-vida

El haber sido el creador en su inicio de Grupo Líder me hace un poco el padre de todos ustedes, son hipotéticamente mis hijos, gracias a ustedes y a su trabajo se sostiene esta maravillosa familia, por eso les hablo de forma sencilla y directa, enfrentándome cara a cara con ustedes y tratando de darles el consejo ideal para que sigamos siendo lo que somos y lo que pretendemos ser.

En todos nosotros hay algo que activa nuestras vidas y que se llama intuición, es cómo un sistema de alarma que nos indica si estamos bien o mal, algo así cómo la conciencia en nuestra alma, cuando esto ocurre está claro que entramos en razón, empezamos a través de esta a generar los pros y contras sobre cualquier situación, generamos un razonamiento que implica directamente la actitud con la que vamos a movernos. Podremos inmediatamente tomar medidas positivas o negativas, empezaremos a generar pretextos, alegatos, inmovilismo, miedo, desinterés, negativismo, precaución, todos ellos motivos suficientes para no hacer nada, para tener una justificación, para no salir de casa, no levantarnos de la cama, pasar el día con la Tv. prendida, no dejar el celular, convertirse en un adicto al Facebook, al internet, Twitter, alcohol, drogas y paren ustedes de contar las distracciones que podemos encontrar cuando no hacemos absolutamente nada.

Todos nosotros hace tiempo escogimos y emprendimos el camino del guerrero, un andar exento de peticiones, un caminar que no conoce el no, nosotros nunca nos negamos, siempre avanzamos, nos educamos para luchar y seguir luchando sin importar el resultado, nos pueden tirar y creer que nos han vencido, pero nosotros seguimos levantándose y avanzando sin perder nuestro objetivo que no es otro que ganar, ganar y ganar.

Os lo digo claramente y quiero, aunque este lejos físicamente que repitan conmigo, estamos hechos para ¡¡¡GANAR, GANAR, GANAR¡!!, ¡¡¡SOMOS GUERREROS DE ESTA VIDA!!!, ¡¡¡SOMOS GRUPO LÍDER!!!

Se de la situación actual, todos somos conscientes, enfrentamos retos que la humanidad, ni las empresas conocíamos, los tiempos han cambiado y alrededor de ellos han surgido oportunistas en todos los sectores, políticos, autoridades, organismos, seguridad, normas, leyes, reformas, contaminación, pandemia, nuevas enfermedades,  cambio climático, y así podría seguir nombrando atrocidades que justifican en muchos casos el éxito y el fracaso de muchos, nosotros tendríamos que plantearnos en forma individual y colectiva, podemos enfrentarlos, nos consideramos suficientemente fuertes tanto individualmente, cómo grupo para seguir enfrentándose y ganar, debemos estar convencidos. Hace tiempo que les hablé de nuestra esencia y de saber quienes somos en realidad, les hice ver que al igual que en las familias existe un ADN, nosotros estamos ligados por nuestra aura, hemos llegado a entender que somos uno solo divididos por muchas partes logrando formar un solo cuerpo, al que todos pertenecemos y llamamos GRUPO LÍDER.

Desde hace tiempo hemos aprendido que en nuestro equipo siempre hemos ayudado a levantar de cualquier tropezón a nuestros compañeros, tanto laborales, cómo familiares, cómo individuales, es una rutina que sabemos interpretar cómo una constante en la unión que representamos, los animamos a seguir, porque es nuestra forma de actuar y decirle al mundo que somos diferentes, que nosotros no nos rendimos y que seguiremos luchando hasta el último aliento que nos quede de vida. Somos gente acostumbrada a hacer las cosas: HOY, AQUÍ, AHORA.  Si me escucharon bien: HOY, AQUÍ, AHORA.

Es por ello, que debemos sentirnos orgullosos de quienes somos y para quién trabajamos, hemos aprendido que solo juntos, somos más fuertes y estamos unidos, analícenlo bien: JUNTOS, FUERTES, UNIDOS,  hemos aprendido, que no solo tenemos una familia que nos espera en nuestros hogares cada día, también hemos sabido formar una familia en nuestro hogar laboral, hemos aprendido que somos mucho más que trabajadores, somos el capital de trabajo, el motor de GRUPO LÍDER, y además a través de nuestra lugar de acción hemos adquirido por nuestra entrega y buen hacer nuestro patrimonio formado por todos y cada uno de los clientes que atendemos. Así que si las circunstancias nos quitan uno, o dos o los que sean, conseguiremos los mismos o los multiplicaremos para seguir siendo quienes somos, los líderes sin discusión de nuestro mercado.

Hoy debemos aprender que todos nosotros hemos dejado de lado las excusas y el pensar de más sobre circunstancias ajenas, hoy hemos aprendido que tenemos que ejecutar nuestras acciones para seguir siendo lo que somos y crecer.

Amigos, somos GRUPO LÍDER, somos GRUPO LÍDER y las cosas las empezamos HOY, AQUÍ, AHORA.

Leave your comment