LIDERAZGO

a-393×295

Es probable que muchos psicólogos, sociólogos, educadores y conocedores,  hablen del liderazgo y tengan dependiendo de sus diferentes opiniones de cómo ser un buen líder, palabras como enfoque, confianza, transparencia, honestidad, análisis, positivista, continuidad, perseverancia, generosidad, son palabras que albergaran formulas o normas que justifican las cualidades de un líder, en mi modesta opinión y siempre pensando en mi gente y en Grupo Líder yo me quedaría con un decálogo que me gustaría integraran a su enseñanza como colaboradores míos.

¿QUÉ NECESITO PARA SER UN LÍDER?

Lo más importante, es saber que lo eres y qué además lo quieres ser.

Para ello es fundamental un estado de conciencia qué explique, los motivos de la decisión que voy a tomar: La principal es reconocer y afirmar, ¡voy a ser un líder!. Ello implica que a partir de ese momento debo entender que el triunfo o el fracaso de la tarea realizada pasa a ser el reconocimiento, y que el éxito, dependerá del crecimiento que experimenten las personas que estén a mi cargo.

¿CUÁLES SON LAS CUALIDADES QUE DEBO TENER CÓMO LÍDER?

1.- Cualidades formativas: Ya no se trata de ti, se trata de ellos, de tus colaboradores, tu principal misión es pensar en ellos para que formen parte de tu equipo, si ellos detectan esta preocupación entenderán que no eres una persona egocéntrica que busca solo su propio beneficio, debes ser de trato igualitario y sobre todo justo en tus decisiones, sin denotar preferencias. Debes saber explicar en cada momento el porqué de tus decisiones y tus órdenes, debes enseñar con cada una de ellas los beneficios que se consiguen y sobre todo la utilidad general que genera no solo a la empresa, sino a todo el personal que está a tu cargo. Formar  y enseñar es una de las cualidades más importantes de un líder.

2.-  Ser un guía del equipo: El hecho de enseñar te permite ser la cabeza visible del equipo, la persona que irradia la confianza de todos ellos y en quien confían para que todo funcione a la perfección. Tus decisiones siempre serán mejor aceptadas por convicción, nunca a la fuerza.  Todo ello te permitirá evitar enfrentamientos, dudas y opiniones negativas, por lo que el negocio que sea siempre tendrá una actitud positiva desde el mismo momento que se abran sus puertas hasta su cierre. Un guía debe siempre hacer partícipes a su personal, para que también se sientan una parte integral en la marcha de la empresa.

3.- Repasar los resultados: Sean positivos o negativos siempre hay que ver si los objetivos perseguidos se han conseguido, si son malos, debemos tomar conciencia, buscar soluciones y aprender de ellos como primer acto para que puedan ser mejorados. Si son buenos, debemos compartir el éxito con todos y no regatear los reconocimientos a quién los merece, siempre teniendo en cuenta que los responsables de ello son todos sin excepción.

4.- Actuar con total franqueza: La verdad siempre tiene más fuerza que la mentira, cueste lo que cueste un líder debe erradicar el engaño de su vida. Es una cuestión de honor, por difícil que sea la verdad siempre acaba prevaleciendo y la gente acaba admitiendo que es mejor hablar con personas en las que prevalece la dignidad y la decencia,  por encima de cualquier otra virtud, así siempre saben con quién tratan.

5.- La humildad como bandera: La humildad es una rara virtud cuando se escalan puestos dentro de una empresa, generalmente afloran la prepotencia, la venganza personal, la subyugación como nuevas acciones al nuevo cargo que ocupan, por regla general el final para este tipo de personas es el mismo, el fracaso. Por eso desde el primer día hay que demostrar que a pesar del cargo, somos todos iguales y que no nos importa ser el ejemplo a la hora de realizar cualquier tarea, si nos dieron este puesto es porque conocemos la funciones de todos nuestros subordinados y que en cualquier instante somos capaces de desarrollarlas si hiciera falta.

6.- Comunicación: Es fundamental para ejercer el liderazgo, debes aprender no solo a comunicar, sino también a escuchar, esa comunicación evitara con toda seguridad, errores que puedan suceder, nunca debes negar a alguien que te quiera decir algo, ya sea personal, lo cual te ayudara a conocer a tus empleados o concerniente a la empresa, lo cual y por regla general evitará problemas, el conocimiento siempre te dará una mejor posición y este a veces llega de la persona más inesperada. Haz, cuando te pronuncies, que tus palabras siempre sean sencillas y entendibles, nunca las compliques o busques palabras rebuscadas que en un momento puedan ser no comprendidas, habla siempre a la altura de quién te escucha.

7.- Conoce tus límites: Esta es un de las virtudes principales de un líder, actuar en forma consciente, sabiendo cuáles son sus límites, nunca extralimitarse, siempre habrá tiempo para aprender o buscar un mentor que los aumente, sin necesidad a exponerse y actuar por encima de ellos, el personal a tus ordenes puede ver en ti este problema y demeritar tu liderazgo por un exceso de ego propio.

8.- Nunca dejes de mejorar: Nunca pienses que el haber llegado a un cargo, es el final de tu camino, debes mejorar día con día, debes hacer mejorar a tus subalternos de la misma forma, la enseñanza no tiene plazos fijos, nunca termina, siempre podemos mejorar y cualquier persona siempre nos puede dar conocimientos. Aprender del pasado es una buena medida para evitar errores o repetirlos.

9.- Saber para quién trabajas: Saber en qué empresa trabajas, sus funciones, su filosofía, entender en que mercado se desarrolla, conocer sus pros y sus contras, trabajar con estos conocimientos para evitar fracasos y mejorarla con tu trabajo y cualidades, es fundamental para tener un puesto de liderazgo, razonar; Sé para quien trabajo, con quien trabajo, en que empresa estoy y cuáles son mis objetivos, representan estar totalmente ligado a tu puesto.

10.- Participar a nivel global: Debe un líder conformarse o ceñirse solo a las funciones que le corresponden a su área, o debe participar si lo cree oportuno y sus conocimientos pueden aportar beneficios a la empresa en proposición de nuevas ideas, basadas en sus conocimientos, innovación, creatividad, mercadotecnia. Cuando uno obtiene la responsabilidad de un cargo en un grupo, nunca debe conformarse, debe tratar si sus conocimientos lo permiten que la compañía que lo contrata siga creciendo y si es a través de él, mucho mejor. El éxito de quien te emplea, es tu propio éxito.

Leave your comment